Prevención del consumo de alcohol y drogas

Uno de los problemas más difíciles que enfrentan los adultos jóvenes es la presión social para consumir drogas y alcohol. Las situaciones y las angustias que esto causa a las familias, son algunos de los problemas más difíciles que enfrenta la sociedad. Los padres deben estar aún más conscientes de los efectos devastadores del consumo de drogas y alcohol en la adolescencia.

Las personas que sirven alcohol a menores pueden ser acusadas de un delito menor y están sujetas a multas, prisión o ambas.

Las personas que sirven alcohol a menores o les permiten el consumo en sus casas, pueden exponerse a demandas civiles si las actividades del menor, después de tomar, tienen como resultado daños o lesiones a terceros.

Es contra la ley que los menores de edad compren alcohol, se embriaguen en lugares públicos o lleven bebidas alcohólicas en un vehículo.

Más de la mitad de las lesiones mortales en conductores y pasajeros entre los 16 y los 19 años de edad suceden de noche y son el resultado de manejar bajo los efectos del alcohol, según el Instituto de Seguros para la Seguridad en Carreteras.

Los accidentes relacionados con el alcohol son la primera causa de muerte de nuestros jóvenes a nivel nacional.

Recursos adicionales

La PTA de California ofrece recursos para realizar la Semana del Lazo Rojo (sección 7.24) y ha expresado su posición con respecto al problema de las drogas y del alcohol (Nuestro punto de vista: pautas relacionadas con los temas, 4.6.5).

Departamento de Programas contra el Alcohol y las Drogas de California, www.adp.cahwnet.gov.

Healthy Kids de California, www.californiahealthykids.org.

Print Friendly